¿CÓMO SE PREPARA EL ENTRENADOR?

“Desde La Soledad Del Entrenador tenemos muy claro la clase de entrenador-formador que nos gustaría tener en cualquier escuela de futbol del mundo, y este articulo de Enrique Duran define a la perfección el perfil de entrenador que nos gusta”.

Miguel Ángel García “Aroca”. @m_aroca14 

Los jugadores, en momentos puntuales del partido y por diferentes razones, reaccionarán ante una situación yendo directamente a las emociones sin pasar por el proceso de pensamiento adecuado, realizando acciones que pueden ser perjudiciales para el equipo. Éstas deberán ser aceptadas como parte del juego, aunque será nuestra misión haber trabajado adecuadamente para minimizar este tipo de reacciones.

La semana finaliza y llega el día de partido produciéndose una situación incomprensible e inaceptable en la que el entrenador colaborará de forma activa en la creación de ese estado de ansiedad que alcanzarán sus pupilos, convirtiéndose en un incitador de la toma de decisiones incorrectas.

Siempre he creído que como formadores-entrenadores, sea al nivel que sea, debemos ser un ejemplo a seguir tanto dentro como fuera del campo.

El entrenador no gana ni pierde partidos, aunque sí puede ayudar a que la balanza se decante hacía uno u otro lado dependiendo de las decisiones que tome durante los mismos.

Él es el referente del equipo y, como tal, los jugadores deberán confiar plenamente en su liderazgo. Por dicha razón debe controlar sus emociones en todo momento, transmitiéndole seguridad al grupo.

Llegados a este punto me preguntó: ¿Cómo prepara el entrenador sus reacciones y decisiones durante los partidos?

La verdad es que a día de hoy no sé cuál es la respuesta correcta, aunque sí tengo claro el perfil de entrenador que me gustaría encontrarme en el momento en que las cosas en el terreno de juego se pusieran difíciles para el equipo. No quiero ser una persona dispuesta a  formar parte del desconcierto de mis jugadores por una decisión polémica o un error, sino que quiero ser el artífice de la reacción de todos ellos y conseguirlo debe ser mi reto.

En multitud de ocasiones,  he oído como la gente comenta que en el fútbol profesional vale todo para conseguir ganar; pese a ello, cada día que pasa tengo más claro que a mí no me vale una victoria a cualquier precio.

La indignación va en aumento hasta que el juez del partido decide expulsar al responsable del equipo, abandonando éste a sus jugadores en el terreno de juego, quienes deciden bajar los brazos imitando la reacción de su técnico. Yo siempre quiero estar al lado de mi equipo. ¿Y tú?

 Enrique Durán (Director Técnico Fútbol base de los Mamelodi Sundowns de Sudáfrica)

Anteriormente fue Coordinador de la escuela del FCB.

 

Deja un comentario